sábado, septiembre 23, 2006

Lujuria Divina


"Anoche, el sudor de nuestros cuerpos juntos hizo que la blanca sábana que nos envolvía se diluyese y convirtiese en un mar plateado que nos cubrió por completo, impregnandonos el uno del otro, hasta hacer de nuestros rincones secretos uno sólo, hasta hacer que mi latir fuera el tuyo, y que nuestras miradas habitaran y llenaran mutuamente el vacio de nuestras almas."

"Homo-sapiensis"

4 comentarios:

pe-jota dijo...

Sólo quien ha amado y disfrutado del ser amado puede escribir algo tan bello

homo-sapiensis dijo...

Muchas gracias Pe-jota... son añoranzas, recuerdos, deseos... En fín parte de mi mundo. Un abrazote y gracias por leerme y dejar tus comentarios

hermes dijo...

Cuantas veces habia soñado con algo así, pero quedaba situado en el lugar de los sueños, hoy puedo decirte que esa experiencia existe, es posible.

homo-sapiensis dijo...

Hola Hector, Pues yo lo he vivido también, aunque por circunstancias, fue algo que duro... lo que tenia que durar, pero confio en que vuelva a llegar. me alegra que puedas comprobar ese nivel de sentimiento y comunicación con alguien. Gracias por leerme ydejar tu comentario